Las nuevas técnicas hacen vulnerables al 80% de las cerraduras

La Unión de Cerrajeros de Seguridad (UCES) ha aconsejado esta semana que se extremen las precauciones en el hogar ante los continuos robos en viviendas. En una nota de prensa, los cerrajeros alertaron de que fiestas como la Semana Santa son periodos idóneos para los ladrones de viviendas, ya que hay muchos desplazamientos y numerosos pisos se quedan vacíos.

Leer más: Los cerrajeros alertan de la vulnerabilidad del 80% de las cerraduras…

El presidente de UCES, David Ormaechea, apuntó que el 80% de las cerraduras están obsoletas y tienen un “elevado grado de vulnerabilidad” ante las técnicas empleadas por los delincuentes. Los cerrajeros aconsejan que las puertas se cierren siempre con doble vuelta, aunque se haya salido por espacios breves de tiempo; no dejar señales que indiquen que la vivienda está desocupada, como, por ejemplo, ocultar el felpudo; así como no dejar llaves escondidas en los alrededores de la vivienda.

En cuanto a las cerraduras, los profesionales del sector recomiendan instalar las que tengan al menos tres puntos de anclaje al marco de la puerta (superior, inferior y lateral). Las cerraduras con llave de seguridad con código único en Europa o cerraduras con cerrojo de control son las más útiles para ausencias prolongadas, según UCES.

“Es preferible instalar una puerta blindada que contenga, al menos, dos puntos de cierre y no dejar hueco entre la puerta y el suelo, de forma que no se pueda introducir una palanca”, apuntan los cerrajeros en su nota. Además, piden que en viviendas unifamiliares se mantengan cerradas las puertas del jardín y del garaje, además de la puerta principal.

Es también recomendable instalar persianas en todas las ventanas y balcones. Existen cerrojos interiores para evitar que se puedan abrir desde el exterior. Además, UCES plantea la colocación de rejas en las ventanas de fácil acceso desde la calle, con una separación máxima de 12 centímetros entre barrotes.